Caja de Ahorro vs. Cuenta Corriente Remunerada, ¿cuál elijo? - IUDÚ

Caja de Ahorro vs. Cuenta Corriente Remunerada, ¿cuál elijo?

Ciberseguridad: ¿qué es y cómo funciona?
19/05/2020
Cómo organizar tus gastos para ahorrar más
04/06/2020
Si tu margen para ahorrar es poco, te contamos acerca de algunas herramientas para poder hacerlo y generar rentabilidad con mínimo esfuerzo. Pero antes, algunas diferencias clave para entender dónde, cuándo y cómo te conviene tener tu plata guardada.

Caja de ahorro, un clásico…

Si trabajás en relación de dependencia, lo más probable es que tu empleador te haya abierto una cuenta llamada “caja de ahorro” donde te deposita el sueldo. ¿Cuáles son sus características? La caja de ahorro es gratuita, no tenés que pagar para abrirla ni para usarla. Además, siempre vas a tener una tarjeta de débito asociada a esta cuenta (también gratis) que te permite extraer dinero en cualquier momento a través de los cajeros automáticos o realizar compras. 

Este es uno de los mayores beneficios de la caja de ahorro: tener tu dinero a mano, sin tenerlo en la mano. Es decir, podés acceder a tu dinero de manera física (sacando plata del cajero), a través del plástico (pagando con tarjeta de débito), o de manera virtual (a través del homebanking), donde vas a poder hacer distintas transacciones, como realizar transferencias, pagar servicios, comprar divisas o hacer inversiones. 

Tener tu plata en una caja de ahorro genera intereses, sin embargo, es el rendimiento más bajo de todo el sistema financiero (1% anual, aproximadamente). Si estás buscando que tu plata rinda más, pero no podés disponer de un monto para una inversión más jugada, tal vez te convenga abrir una caja de ahorro remunerada. 

¿Qué es una cuenta Remunerada?

Una cuenta remunerada (CCR) son depósitos bancarios que otorgan mayor rentabilidad. Es una buena alternativa si querés que tu plata genere intereses por “estar parada”. Es una opción conservadora (para la vorágine del mercado financiero), que siempre va a tener rendimiento positivo y no se ve afectada por la inestabilidad de nuestra economía, como puede pasar con los bonos o las acciones. La rentabilidad de estas cuentas, aunque ha estado bajando últimamente, sigue siendo mayor a la que otorga una caja de ahorro.

Las cuentas remuneradas son virtuales y con rescate inmediato. ¿Qué es eso? Significa que podés sacar la plata cuando quieras; a diferencia de un plazo fijo, por ejemplo, que tenés que esperar que se cumpla el plazo previsto para poder retirar tus fondos. También podés usar ese dinero para comprar, pagar o transferir. 

Si ya sabés que vas a usar casi todo tu sueldo y que no vas a separar una parte para invertir, las cuentas remuneradas son una excelente alternativa para generar ganancias por el solo hecho de tener tu plata depositada ahí. Menor esfuerzo y mayor rentabilidad. Suena bien, ¿no? Invertir tu dinero sin ser un lobo de Wall Street, es posible. ¡Animate!

19/05/2020
Ante la inflación, ¿tarjeta de crédito o efectivo?
En una economía como la nuestra, financiar es siempre tu mejor opción. En esta nota te contamos por qué y cómo conviene pagar en este contexto. […]
19/05/2020
¿Qué son las finanzas… personales?
Seguramente escuchaste hablar de las finanzas, en general. Pero, ¿sabés a qué nos referimos cuando hablamos de finanzas personales? Dentro del mundo de las finanzas podemos […]
19/05/2020
Ya ahorré… ¿y ahora qué?
Ya pusiste en orden tus ingresos y tus consumos, identificaste los gastos fijos y achicaste los variables; ahora te sobra plata a fin de mes. ¡Felicitaciones, […]
Descargá la app